Problemas comunes Apple Watch

 

Apple Watch no enciende o ha dejado de funcionar.

Si tu Apple Watch no enciende o no funciona, es debido a que algún componente está fallando. Si es debido a un golpe o se ha caído lo que ha provocado que la pantalla del iWatch esté rota o que el problema sea que algún componente interno esté roto o suelto, lo que provoca que la pantalla no emita imagen o que se apague. Si no sabes cuál puede ser el problema de tu iWatch, en Grupo PlaySat podemos ayudarte, la reparación de tu Apple Watch será nuestra prioridad y podemos solucionar cualquier problema que tenga tu dispositivo.

 

Apple Watch no carga.

Debido al característico diseño del cargador del Apple Watch, surgen nuevos y diferentes problemas que posiblemente no se den en otros cargadores. El iWatch tiene una parte imantada permitiendo realizar la carga mediante el simple contacto. Si tu Apple Watch no carga ya sea porque el sistema de carga está corrupto por algún golpe o porque tu Apple Watch se ha mojado podemos repararlo. Cabe destacar que habría que descartar que fuera problema del propio cargador. En este último caso podríamos darte solución también.

 

La batería del Apple Watch dura poco.

Si en un uso normal de tu Apple Watch notas que la batería dura poco puede ser que esté dañada, en algunos casos no dejar que se descargue la batería del todo antes de poner el Apple Watch a cargar, provoca que no se realicen correctamente los ciclos de carga, de igual forma si lo desconectas sin cargarlo del todo puede provocar que la batería no dure lo suficiente o incluso se dé el caso en que se apaga de golpe. Si la batería esta hinchada se puede apreciar un bulto e incluso puede llegar a hincharse tanto que llega a deformar la pantalla. Si la batería está hinchada conviene reparar el dispositivo con urgencia porque puede llegar a explotar y causar daños irreversibles en el equipo e incluso llegar a provocar daños al usuario por la explosión.

 

Apple Watch se mueve solo o se abren las aplicaciones solas.

Si tu caso es que el Apple Watch tiene un comportamiento extraño, las aplicaciones se abren y se cierran solas, el táctil se vuelve loco o la pantalla hace cosas extrañas como moverse, podemos repararlo. Comúnmente puede deberse a un fallo en la pantalla táctil, es por esto que no responde correctamente. En este caso puede que se solucione reparando la pantalla táctil o reparando ambas, táctil y LCD.

 

Apple Watch se ha dado un golpe y está roto.

Si tu Apple Watch ha sufrido algún daño por un fuerte golpe o al colocarlo en algún lugar y el cristal se ha roto podemos repararlo. En el caso de Apple Watch Edition y Apple Watch el cristal es de zafiro, muy resistente. Pero el modelo de Apple Watch Sport está hecho de otro material menos resistente, lo que le hace más propenso a golpes.

 

Apple Watch se ha caído al suelo o a la arena.

Al llevar el Apple Watch en la muñeca si sufrimos una caída, podemos causar roturas en los componentes internos e incluso en el cristal o la pantalla, lo que hace que se rompan. Si se ha caído el Apple Watch y necesitas repararlo nosotros realizamos la reparación. Si tu caso además es que se ha filtrado arena o suciedad, podemos realizar una limpieza completa así como una revisión interna de los componentes para que vuelva a su estado original.

 

Apple Watch se ha mojado o se ha caído al agua.

Según Apple, el iWatch es resistente al agua en un uso normal como salpicaduras al lavarse las manos, el rocío o la lluvia (hasta cierto punto) pero si se ha vertido líquido y se ha mojado es debido a que el Apple Watch no es sumergible esto significa que no puedes bañarte con él ni utilizarlo en condiciones precarias en las que se pueda dañar. Si el Apple Watch se ha mojado, sécalo como puedas y tráelo cuanto antes, ya que si se ha filtrado líquido, los técnicos pueden intervenir rápidamente e intentar salvar el dispositivo.

 

Apple Watch no me reconoce cuando lo llevo puesto.

Apple Watch cuenta con un sensor en la parte que está en contacto con la muñeca, el cual es que se encarga de reconocer tu piel al entrar el sensor en contacto con la muñeca. Este sistema sostiene el funcionamiento del iWatch, sin este sistema, acceder al menú de Apple Watch no es posible. Si tu Apple Watch no consigue reconocer tu muñeca puede deberse a que el reconocimiento táctil por parte del sensor. Apple expone que tener tatuada esa parte de la muñeca puede ocasionar problemas en el reconocimiento de la piel.