X

¿Quieres reparar tu iPhone?
Si necesitas ayuda, escríbenos por whatsapp
656629346
o email info@playsat.es (atención los 365 días del año)

Hace muy poco hablamos de uno de los problemas más habituales en el iPhone: cuando el iPhone no carga pero parece que sí. ¿Lo recuerdas? ¿No lo leíste? Pues te recomendamos dedicarle unos minutos. Nunca se sabe si puede resultarte útil en alguna ocasión. Como también puede sértelo el artículo que traemos hoy. En esta ocasión hablaremos del problema del sobrecalentamiento del dispositivo iPhone. Lo primero de todo, y antes de plantear posibles soluciones, veremos por qué se calienta el iPhone tanto.

Mi iPhone se calienta mucho

Lo primero que tenemos que entender, antes de llevarnos las manos a la cabeza, es que resulta normal que, como cualquier otro dispositivo informático, el iPhone se caliente un poco. Después de todo, estamos ante dispositivos en los que la circulación de aire en su interior es mínima o inexistente y lógicamente, el calor de la batería, los chips y otros componentes de hardware puede acumularse en algunas ocasiones. Y por eso si mi iPhone se calienta algunas veces no tenemos que preocuparnos excesivamente.

Por ejemplo, y como apuntan desde el sitio web de Apple, resulta bastante normal que el iPhoen se caliente en alguna de estas circunstancias: cuando configuras el dispositivo por primera vez, cuando restauras desde una copia de seguridad, cuando las aplicaciones analizan datos o cuando las aplicaciones necesiten de una gran potencia gráfica. En todos estos casos, el iPhone volverá a una temperatura normal al terminar. Pero es muy distinto cuando mi iPhone se calienta mucho, en intensidad y en frecuencia.

Se calienta el iPhone

Son muchas las circunstancias que pueden provocar que nuestro iPhone se calienta de una manera excesiva. Una de ellas, como es lógico, es mantenerlo en un ambiente extremadamente caluroso. En ese sentido, como dicen desde Apple, es recomendable mantenerlo siempre en una temperatura de entre cero y treinta y cinco grados. Por encima de eso la temperatura comienza a ser peligrosa para el dispositivo. Y cuando se calienta el iPhone demasiado lógicamente comienza a funcionar de una manera menos efectiva.

Además, jugar a videojuegos durante muchísimo tiempo también puede elevar excesivamente el calor de los iPhones. Es fundamental hacerlo con criterio y dejando descansar al terminal. Aunque nos permita jugar, la realidad es que hablamos de un pequeño dispositivo y no de una consola. Del mismo modo, ciertas acciones como la función de geolocalización, junto con la exposición a la luz solar, también pueden provocar que mi iphone se caliente. Debemos cuidarlo si queremos que funciona de manera óptima.

Reparar iPhone que se calienta

Además de poner en riesgo la integridad del teléfono, estar sobrecalentado también provoca que el iPhone pierda capacidades. Así, puede ralentizarse o detenerse la carga inalámbrica, puede atenuarse la pantalla, se pierde señal inalámbrica de conexión y por encima de todo se ralentizan las aplicaciones. Lo más relevante, tal y como apuntábamos antes, es prevenir este sobrecalentamiento. Ahora que sabes por qué se calienta el iPhone es mucho más sencillo. Pero si ya estás ante el problema, te damos soluciones.

La primera de ellas es que quites la funda. Dados los materiales de los que suelen estar compuestos, ayudan a mantener la temperatura en el terminal. Quitarla puede proporcionar cierto frescor al mismo. Además, las aplicaciones que no estés utilizando deberás cerrarla. Así el terminal podrá reducir los recursos que utiliza. En caso de que continúe el problema, prueba a a restaurar el iPhone de fábrica. Y si nada de eso funciona, ya sabes que puedes contar con nosotros. Expertos en intervenir cuando se calienta el iPhone.